Archive for the ‘Rusia’ category

Por un puñado de dólares

abril 29, 2010

Hay que reconocerle a Yanúkovych que ha conseguido sorprendernos. No por sus decisiones, que eran de esperar, sino por la rapidez y firmeza con que las está tomando.

Más que el carácter prorruso del nuevo presidente, lo importante para firmar el nuevo contrato de arriendo de la base de Sebastopol a la Federación Rusa ha sido el dinero. Pero las consecuencias de tamaño movimiento son poco previsibles en este momento: en treinta y dos añitos largos que quedan puede ocurrir de todo. Y aunque hoy por hoy los efectivos de que Rusia dispone en Crimea pueden valer para enfrentarse con Georgia y para poco más, hay que decir que para la soberanía ucraniana la noticia es un golpe, casi la aceptación del papel de vasallo.

Eso sí, gran parte de la culpa la tiene la actual oposición, que en sus pocos años de gobierno del país consiguió dilapidar el crédito que adquirieron durante la revolución naranja. Tymoshenko en su rol de defensora de los intereses patrios convence poco.

Sebastopol - Flota del Mar Negro

No es precisamente lo último en diseño. Ni en protección: uno entra como Pedro por su casa.

Me extraña que se extrañen

abril 21, 2010

Antes de ponerme a escribir sobre teorías de la conspiración, me apoyo en Norman Davies, que en su monumental “Europa” nos dice que conspiraciones ha habido menos de las que dicen aquellos que ven detrás de todo una mano negra, y más de las que querrían los que las niegan en conjunto.

Pasó el primer shock emocional tras la catástrofe de Smolensk y va dejando espacio libre en el cerebro para que las neuronas vuelvan a moverse a velocidad de crucero, ya con Lech Kaczynski enterrado en Wawel. Después de unos primeros días en que todo han sido halagos para la ayuda rusa, poco a poco han ido haciéndose hueco voces que no estaban tan de acuerdo con lo que nos han contado hasta la fecha. (más…)

“Katyń, maldito Katyń”

abril 10, 2010

Me enteré en la calle, la dueña del kiosko lloraba desconsolada, también acababa de llegarle la noticia. Todo un país está delante del televisor. Un río de gente se ha concentrado delante del palacio presidencial. Flores, velas y ambiente de luto.

La muerte pone todo en su sitio. Une. En un momento en el que se estaban tirando trastos a la cabeza, preparándose para las elecciones presidenciales de otoño, todas las diferencias dejan de tener sentido. La catástrofe ha sido sin precedentes. Han muerto el presidente de la República, Lech Kaczynski, su esposa y toda la delegación oficial que se dirigía a Katyń, a homenajear a los fusilados de 1940. En el avión viajaban representantes de todos los partidos del parlamento, la flor y nata del ejército.

Aleksander Kwasniewski, ex-presidente de Polonia sobre Katyń: “Es un lugar maldito, en el que desapareció élite de la II República y ahora muere la gente más importante de la III República”. “Si alguien nos lo hubiera presentado como escenario de una película, habríamos pensado que el autor desvaría, que se ha pasado de la raya”.

Ahora las funciones de Jefe de Estado la desempeñará, según lo que prevee la Constitución, el presidente del Parlamento, Bronislaw Komorowski, que acababa de ser elegido candidato de la Plataforma Cívica a la presidencia del país. Nunca habría pensado, y menos deseado, llegar de este modo al cargo.

http://wideo.gazeta.pl/wideo/10,76005,7752793,Katastrofa_pod_Smolenskiem__Prezydent_nie_zyje__zdjecia.html

Esta tarde y mañana se celebrarán numerosas misas por las víctimas y por la patria.

Elegir un mito

marzo 5, 2010

Hace exactamente 70 años, los mandatarios soviéticos decidieron deshacerse de unos 20.000 prisioneros polacos con un tiro en la nuca. Fue un acto más en la larga serie de crímenes del comunismo, pero tiene mucho de excepcional. No por los números -unas gotitas de sangre si se compara con el Holodomor en Ucrania – pero sí por lo que se buscaba: aniquilar la inteligentsya de Polonia y quebrar así la columna vertebral a una nación entera (una nación con la que, por cierto, no se encontraban en estado de guerra). No estuvo sola la URSS en su empeño: el III Reich fue un “digno” competidor, a la vez que socio fiel hasta junio de 1941.



(más…)

Entre la peste y el cólera

febrero 6, 2010

Hasta hace no mucho podía decirse con bastante razón que Kyiv era la capital de Ucrania y Lviv -o Leópolis- la de los ucranianos. En concreto, esta frase era actual hasta la revolución naranja que tuvo su epicentro en Kyiv, cuyos habitantes se lanzaron en masa a la calle para defender su joven democracia. (más…)

Exit-polls en Ucrania

enero 17, 2010

Algo de sorpresa, aunque, bien mirado, no tanta.

Yanúkovych 31,5%; Tymoshenko 27,8%; Tihipko 13,5%, Yatseniuk 7,8% y el ya casi ex-presidente ushchenko 6%.

Son sólo datos estimatorios, claro, pero la diferencia entre el líder del Partido de las Regiones y la primer ministro no es tanta como se suponía. La segunda ronda puede ser muy reñida. Tihipko, la revelación de la campaña, se queda lejos. Hubo un momento en el que parecía que podía superar a Tymoshenko, pero es difícil saber si eso fue real: desde hacía una semana no podían publicarse encuestas en los medios ucranianos, pero en los rusos -muy populares allí- sí. Por otro lado, Tihipko dirigió la campaña de Yanúkovych hace cinco años. Luego se retiró de la política activa y trata de presentarse como el último hombre limpio. Es un multimillonario que no tendría problemas en “conseguir” encuestas favorables.

Por si las moscas, Moscú apostó este año por dos candidatos en vez de uno: los dos que encabezan los sondeos.

De palabras y hechos

enero 17, 2010

¿Quién en Europa no ha oído hablar de lo anacrónico e incluso peligroso que puede ser el nacionalismo polaco encarnado en los terribles gemelos? Aunque con mucho menos ruido, cosas más inquietantes ocurren ahora, anno Domini 2010, en otros lugares de Europa, concretamente en Alemania. Luego la gente se extrañará si vuelve a ganar Kaczyński las elecciones presidenciales este año…

Para crear la polémica de la que trata este artículo, a Baviera y Hesse se les unió un tercer “land”: hasta la fecha, en los documentos expedidos a los habitantes de Mecklemburgo-Pomerania nacidos después de la guerra en Szczecin, Wrocław o Gdańsk podía leerse “Polonia” como lugar de nacimiento. (más…)